MG: La burbuja festivalera

MG_LL_2009 La situación económica ha provocado la reordenación del mapa de las citas veraniegas Luna Lunera, Ribargorza Pop y el del Agua, entre otros, han desaparecido de la programación.

Hubo un tiempo (no hace muchos años) que casi en cada rincón de Aragón había un festival. O dicho de otra manera, parecía que para tener algo parecido a un nombre en la comunidad, la localidad tenía que acoger una cita veraniega. Entonces se veía como un polo de atracción turística y de dinero para la zona. Después estalló la crisis, se acabaron las ayudas del Gobierno de Aragón y la realidad económica impuso una necesaria reordenación.

Desaparecieron del mapa citas de un altísimo nivel como el Festival Luna Lunera de Sos del Rey Católico que dejó un agujero económico importante que fue el precio que tuvo que pagar la localidad cincovillesa por ver desfilar sobre su lonja a artistas de la talla de Paco de Lucía, Chambao, Amaral, Dr, Feelgood, Loquillo, Ellioth Murphy, Bunbury, Manolo García, Mara, Tequila, Quique González, Elvis Costello y Eli Paperboy Reed, entre otros muchos. La luz de la luna de Sos se apagó en el año 2010.

Video Noticia “Inicio Festival Luna Lunera 2009 con Manolo García en Sos del Rey Católico”:

Pop en Graus
No corrió mejor suerte el Ribagorza Pop Festival que, de la mano de la Diputación Provincial de Huesca, comenzó su andadura en Graus en el 2006 y, tras no conseguir rentabilizar la apuesta, celebró su última edición en el 2011, en la que actuaron La pegatina, Tote King, Pony Bravo y Acetileno.

Alhama de Aragón, Jaraba y Nuévalos también se lanzaron a la aventura de los festivales en el 2007 creando, como no podía ser de otra manera dado la zona, el del Agua. Una propuesta modesta que estaba basada en la fusión de música y agua, turismo y cultura a través de la música de fusión y propuestas circenses de calle. La apuesta fue yendo cada vez a menos hasta que en el 2012 se decidió su no continuidad ante la imposibilidad de encontrar fondos para ponerlo en marcha.

Son los tres ejemplos más claros (junto al del castillo de Valderrobres que se retiró incluso de la propuesta conjunta con Alcañiz) de que los festivales no eran tampoco la supuesta panacea económica y de que el retiro del patrocinio del Gobierno de Aragón fue la puntilla para una buena parte de ellos.

Fuente: El Periódico de Aragón – ENLACE – Foto: Manerasdevivir.com

X