MG: «Los que manejan este barco no tienen ni idea»

La voz de El Último de La Fila dará dos conciertos en Bilbao donde dejará notar su impronta bucólica y contemplativa. http://www.manologarciaycia.com

A sus 57 años, el influyente cantante Manolo García, ex Los Rápidos, Los Burros y El Último De La Fila, no ha perdido el tirón popular desde que en 1998 decidiera volar en solitario, dejando atrás al guitarrista Quimi Portet. Ahora capea la crisis ofreciendo conciertos en teatros y recala jueves y viernes en Bilbao. Sólo quedan entradas a la venta para el viernes, de entre 28 y 19 euros. Viene presentando su quinto disco oficial, “Los días intactos”, roquista a su modo. Nos atiende desde su coche, estacionado en el Montjuic, con Barcelona y el mar a sus pies. Le plantemos una pregunta por canción y se aviene: «Vale, vale». http://www.manologarciaycia.com

– En la primera, “Todos amamos desesperadamente”, me recuerda a Manuel Carrasco. ¿Reconoce su influencia en los cantantes españoles? http://www.manologarciaycia.com

– No te voy a engañar: un poco sí. Manuel Carrasco es de los cantantes o músicos que mejor voz tienen para mí del país. Ahora, hablar de influencias… no lo sé. Sí es cierto que me llegan ciertos olores, o aromas sonoros, por decirlo de una forma peculiar, de diferentes personas que cantan ahora que sí me pueden haber escuchado y tienen un aire no sé si hecho adrede o de una manera inconsciente, pero sí estoy de acuerdo contigo. http://www.manologarciaycia.com

Esta noticia la ha adquirido Petaos.net para publicarla en http://www.manologarciaycia.com. Fuente: El Correo – Óscar Cubillo

– La segunda, “Un año y otro año”. ¿De dónde le llega el deje moruno? http://www.manologarciaycia.com
– En la forma de cantar hay algo del sur porque con mi familia he pasado muchas temporadas de niño y adolescente en Albacete, pero en una zona sureña de la provincia, tocando ya a Jaén y Granada, en el límite con la comunidad de Andalucía. Y el flamenco lo escuché tarde, a partir de los 20 o 21 años, pero también me dio un punto, me di cuenta de que ahí había una sonoridad que me llegaba dentro, ¿no? Y luego ese tipo de sonoridades digamos pseudoorientales tienen una parte exótica que me atrae.

– La tercera, “Un alma de papel”. ¿Para qué necesita una así?
– Joder, porque el alma ésta que nos han dado pesa mucho, no flota nada y te cae como un plomo, ¿no? Pido un alma de papel para que te lleven los vientos de aquí para allá. http://www.manologarciaycia.com

– “Lo quiero todo” tiene una de sus letras que reflejan que le gusta vivir al aire libre.
– Ja, ja, ja… Sí, me has pillado el número. Soy bastante asilvestrado. La vida urbana no me gusta nada, la detesto. La sufro, digamos. Soy fan de Daniel Defoe y de Tom Sawyer. Son mis lecturas de adolescencia y me marcaron. O “El buen salvaje”. Este tipo de ideas. Libros de Jack London, que cuando eres quinceañero te dejan KO, ¿no? http://www.manologarciaycia.com

– La quinta, “Un giro teatral”. ¿Cómo hace para cantar al amor y refrescar la inspiración?
– Ja, ja… Soy muy pequeño todavía para tener pareja y esas cosas. Si quieres saber la verdad, yo soy una oreja con patas en los bares y con la gente que habla o que te cuenta. A la gente le encanta hablar y a mí escuchar. “Un giro teatral” es una historia de celos pero irónica, en la que me río del pobre individuo. Y otra cosa: para escribir canciones de desamor o de celos, tampoco hace falta sufrir sobre eso, incluso sufrir el amor. http://www.manologarciaycia.com

– La sexta, “Sombra de la sombra de tu sombrero”. Serrat y Sabina andan de gira conjunta con bombines… ¿Con qué mito personal saldría Manolo García?
– John Mayer. Es un guitarrista americano, muy parco a veces, muy suave y tranquilo, pero hace temas y tiene una voz… http://www.manologarciaycia.com

– La séptima. “Estoy alegre” ¿Qué le contenta cotidianamente?
– Pues tomar una cerveza sentado en un bar ojeando el periódico. O hablando con una bellísima señorita un rato. O con una señorita, pues todas son bellísimas. http://www.manologarciaycia.com

– Y al revés, la octava, “Compasión y silencio”. http://www.manologarciaycia.com
– Me produce compasión lo mal que están haciendo estos señores que manejan el barco éste en el que vamos todos montados. Me da mucha pena que sean tan cenutrios, tan fatuos y se crean en posesión de la verdad, aunque se esté demostrando que no tienen ni puta idea.

—En “Junto a tí” habla decabras. ¿Sus animales favoritos?
– Me gustan todos, joder. En el plato muchos, ja, ja… Me gustan mucho los animales salvajes. Y los asilvestrados me caen bien porque hacen compañía. Las gallinas, los patos, los gatos, los perros y los animales domésticos, todos. Ya te he contado que iba mucho en mi infancia y adolescencia a un pueblo del sur y ahí había pastores con rebaños, gente que tenia vacas, burros… http://www.manologarciaycia.com

— La décima, “Creyente bajo torres de alta tensión”. ¿Lo es?
— Creyente al uso de religiones, pues a mi manera si, pero no tanto como para practicar liturgias de una manera rígida. http://www.manologarciaycia.com

– “Los errantes”. Le gustará viajar.
-Absolutamente. Creo que la vida es un errar constante, y pretender establecerse y echar raíces no va conmigo.

— En “Lo que me pediste cuando nada pedí” habla de un semáforo. ¿Le gustan los coches?
-No, no me gustan nada y tengo una mierda de coche.Va por los 300.000 kilómetros y hasta que no reviente lo estoy apurando. Luego ya intentaré comprarme otro. Los detesto. Pienso que los coches son el mal. A mi me gusta ir a pie. Ir en carro. http://www.manologarciaycia.com

— La catorce, la última, es “Cabalgar la etemidad”. ¿Montado a caballo?
– Mucho en burro de pequeño. Iba a la huerta en el sur, en el pueblo de mi familia, y luego había que volver con la carga, con los tomates, las pautas, lo que ?iera. Yo siempre iba en burro. http://www.manologarciaycia.com

—Y de la trece, “Estamos ahí”, no se me ha ocurrido nada.
– Lo dice el titulo. Estamos todos en el mismo barco, en el mismo tinglado, y suerte que tenemos de estar aquí, de poder existir, de poder gozar de un planeta vivo y fascinante. Luego la actitud y el día a día de cada uno tiene su cosa y es especial, puntual y única, ¿no? http://www.manologarciaycia.com

Fuente: El Correo – Óscar Cubillo

X