Quimi Portet: “Si El Último de la Fila cantara en catalán yo no habría hecho este disco en solitario” (inédita 1997)

Extracto de otra entrevista de 1997 que quedó inédita debido a que la revista que la iba a publicar cerró antes de salir el número a la calle.

Oficialmente, Quimi Portet está de vacaciones. Pero yo lo tengo sentado ante mí y me habla de un nuevo disco en solitario que está a punto de publicarse: “he venido de estranquis, no se lo digas a nadie”. No, no es ningún secreto, es una frase extraída de La Rambla, la canción que figura como sencillo de presentación del excelente Hockey sobre piedras, el segundo disco de Quimo Portet.

Fuente: Aviso de Anai (gracias!) – Fuente: Blog Aibómúsica ENLACE

¿Cuál es la historia de este disco?

Cuando acabamos la última gira, Manolo y yo decidimos parar durante un tiempo. Pensaba hacer vacaciones, pero empecé a componer y fueron saliendo estas canciones. La primera idea era hacer un disco por pasármelo bien y que quizás ni publicaría.

¿Y como ha ido la grabación?

A mí me gusta el trabajo de estudio, porque te obliga a una introspección y a una forma de trabajar en equipo que es muy especial. Además, este vez todo fue bien porque no hubo ninguna presión, puesto que, de hecho, nadie esperaba este disco.

¿Saldrás a presentarlo en directo?

No. Hacer ahora una gira supondría montar un grupo –porque el disco lo he hecho tocando yo muchos de los instrumentos– y ensayar, y no tendría ningún sentido haber parado con El Último de la Fila, precisamente por romper la dinámica gira-disco, y que ahora hiciera el mismo en solitario.

No sólo cantas en catalán, la temática del disco también es mediterránea. Con El Último de la Fila, la voz del Manolo y la música eran más del sur. ¿Has hecho algo que no puedes cuando formas parte del grupo?

No exactamente. Yo creo que la temática es muy parecida a la de El Último. La única diferencia es que yo conozco mucho mejor la lengua catalana que la castellana, y esto se nota. Yo, por ejemplo, no puedo hacer un uso parecido de las expresiones populares y de los refranes castellanos. De todos modos no he pretendido tocar temas folclóricos; pienso que es un disco que puede entender todo el mundo.

Te lo decía porque muchos músicos se acaban viendo atrapados en aquello que les ha funcionado y aprovechan descansos del grupo para hacer cosas que, a menudo, acostumbran a ser bastante diferentes de lo que hacen con su banda.

Esto es cierto. Bien, el tema de la lengua es básico para mí. Seguramente, si El Último de la Fila cantara en catalán yo no habría hecho este disco. Tampoco es que esté frustrado, pero me sabe mal, por ejemplo, que mi hija tenga que leer toda la vida cosas mías en castellano.

En tus textos se aprecia una preocupación por la rima

Es que yo pienso que esta es la diferencia entre una noticia del diario y una letra para una canción. No sólo busco la rima, sino también el ritmo, que los acentos coincidan con el ritmo de la canción. Me sale de una forma bastante natural.

Algunas letras de las canciones de El Último de la Fila me gusta más leerlas que escucharlas. Esto no me ha pasado con este disco.

No lo había pensado nunca… quizás es porque soy un músico que canta. Manolo es un cantante y, a veces, su expresividad puede pasar por encima de la canción. Como yo siempre estoy tocando la guitarra, a mí no me importa estar dos compases en silencio, en cambio, el estilo de El Último de la Fila es más fluido y puede que para el purista del rock haya un alud de voz o expresividad que reste musicalidad o ritmo al conjunto.

¿Alguna novedad respeto a El Último de la Fila?

Por el momento nada; estamos de vacaciones.

X