MG: Manolo García, el primero de la fila

El músico catalán vuelve a arrasar en las listas de ventas con su nuevo disco, ‘Los días intactos’.
EL tirón comercial que logró El Ultimo de la Fila sigue intacto en Manolo García, como prueba su quinto disco de estudio, que se ha asentado en el nº 1 de los más vendidos desde su reciente salida a la venta. El álbum, titulado Los días intactos (Perro Records. Sony), ofrece un nuevo giro en la carrera del catalán, que regresa al formato más eléctrico, sin renunciar a sus letras poéticas y “buen rollistas”, y que ha cambiado Grecia por Estados Unidos para la grabación. “Hay que estar siempre dispuesto a sorprenderse y girar en dirección contraria”, ha indicado.

García permanece en el puesto más alto de las listas de venta desde hace tres semanas, fecha de edición de Los días intactos, su quinto disco en solitario. Y aunque el negocio está como está, agonizante, no todos pueden jactarse de haber logrado el Disco de Platino (ahora devaluado en cifras, claro) desde el momento de su publicación. El álbum, de larga duración y que ofrece 14 canciones más dos versiones en formato acústico, fue grabado en Estados Unidos por el exUltimo de la Fila. Parte de su anterior trabajo, Saldremos a la lluvia, lo registró en la isla griega de Creta e incluyó numerosa instrumentación acústica y étnica.

“Yo siempre dejo un pie en el lugar en el que estoy y el otro lo avanzo en otra dirección. En este caso ha sido hacia Estados Unidos, porque me apetecía hacer un disco eléctrico. Este es un disco más urbano” que el anterior, ha explicado García. El CD se ha grabado en los estudios Musiclan, en Avinyonet de Puigventós (Girona), y en los Ocean Way Recording de Los Angeles. En el álbum han tocado el guitarrista Waddy Watchel, los bajistas Leland Sklar y Bob Glaub o el batería Kenny Aronoff, que han colaborado con Dylan, Keith Richards, James Taylor, Elton John, Stevie Nicks, Jackson Browne, Rolling Stones, Ray Charles, Rod Stewart o Tom Waits. Entre los instrumentistas estatales destaca la del bajista Antonio Fidel, ligado a García desde que cogiera un micrófono con Los Rápidos, grupo que derivó en Los Burros.

Los días intactos ofrece un aliento más eléctrico, urbano y guitarrero, y llega a ofrecer varias canciones interpretadas por el formato clásico de guitarra, bajo y batería, sin ni siquiera teclados. Más básico y directo, el nuevo repertorio también opta por regresar a las melodías más fáciles y pop (especialmente en el caso de Todos amamos desesperadamente, Un año y otro año y Un giro teatral), aunque sin renunciar al hálito poético habitual, a los temas más desnudos (la reggae Estoy alegre o la casi folk Junto a ti), ni a los inevitables melismas flamencos y sureños, especialmente en Un alma de papel, Sombra de la sombra de tu sombrero y Lo que me diste cuando nada pedí.

Estas canciones, que parafraseando a su autor buscan “despertar la piel”, siguen fieles a la preocupaciones de García, un hombre que vuelve a plantarse ante los edenes prefabricados y apuesta en este repertorio por el amor ciego, evitar las deserciones, seguir buscando, desearlo todo, aprovechar el tiempo, soñar sin castigo, perder la cabeza con un beso y viajar por la “utopía-pista” alegre, con valor y sentimiento, y fundiéndose armónicamente en los paisajes naturales que

EL LIBRO Simultáneamente al lanzamiento de Los días intactos se ha publicado el libro El fruto de la rama más alta, que contiene los escritos, dibujos y pinturas realizados en los últimos años por Manolo García, junto a las letras del nuevo álbum. “Siempre he sentido que necesito crear mundos propios de uso libre que tendrían una utilidad inmediata para mí, y quiero suponer que posterior para terceros. Por eso escribo, por eso hago canciones o pinto”, ha explicado García para justificar su trabajo multidisciplinar.

Fuente: Deia.com. http://www.deia.com/2011/11/20/ocio-y-cultura/cultura/manolo-garcia-el-primero-de-la-fila

X